Con “A” de Aventura.

"Spirou y Fantasio Integral 15 (1988-1991)", Tome & Janry (Dibbuks)

Es obvio que cuando un autor (o autores, en este caso particular) entra en una colección que no es de creación propia y, por si fuera poco, es una de las más famosas de las que se publican, tenga un tiempo de “aclimatación”. En el caso del dúo formado por Tome y Janry rápidamente se pusieron manos a la obra y, manteniendo el espíritu y la onda de André Franquin, cogieron las riendas de las peripecias del botones y su amigo el periodista, haciendo olvidar con rapidez la breve etapa previa a su entrada, firmada por Nic y Cauvin.

Podría decirse que el contenido de este integral, que reúne los trabajos realizados entre los años 1988 a 1991 es lo mejorcito de la producción de este tandem tan bien avenido. En particular, me quedaría con la aventura en dos partes tituladas “Con el agua al cuello” y “El valle de los proscritos”, donde la curiosa pareja se ven metidos, como no, en un nuevo lío: Debido al poco dinero que recaudan con las charlas obre sus aventuras, deberán trabajar para el Doctor Placebo, un llamativo tipo que promulga haber inventado una cura para el hipo, así partirán junto a un grupo de “enfermos” aquejados de este mal, todos la mar de curiosos, como no podía ser de otra manera: El Sr. Dinamo (que me recuerda lejanamente al Torpedo de Abulí-Bernet; Camembreg, al que siempre le confunden el apellido; Mr. Misterio y, claro, su misterioso y alto acompañante; Y finalmente un árabe con pinta de multimillonario.

Pero claro, este viaje al monte Khadad-osp-ortres, al menos para Spirou y Fantasio, tiene otro objetivo, y es descubrir qué fue de los expedicionarios Maginot y Siegfried, que desaparecieron en la peligrosa región, donde el grupo se las verá en más de una ocasión con los peligroso militares, que no se avienen a razones y quieren acabar con ellos.

Todo ello para, finalmente, terminar engullidos por un remolino y ser dados por muertos…

…cosa que, obviamente, no ha ocurrido, ya que ambos van a vivir una de sus mas peligrosas peripecias, y no va a ser precisamente por enfrentarse a los peligrosos animales que pueblan este inhóspito valle, sino que el uno se va a convertir en el enemigo del otro: Fantasio, que es un poco pupas, es picado por el letal mosquito Malalechis Volantis, que le provoca un estado de locura y violencia total, poniendo en el centro de la diana a su mejor amigo, Spirou.

A partir de aquí, viviremos un tira y afloja, una persecución constante en la que la vida de ambos estará colgando de un fino hilo.

En el tercer album recopilado, “Spirou y Fantasio en Moscú” la cosa está clara, y tras una breve y divertida lección de historia y política por parte de los autores, el dúo de aventureros se verán metidos, una vez más, en una trama de espionaje, ya que son raptados y conducidos al país del vodka por miembros de la oscura KGB, y todo ello para enfrentarse a los maquiavélicos planes del Principe Tanaziof, cuyo objetivo es, ni más ni menos, que el mayor símbolo de la Rusia comunista…

Y para rematar este magnífico volumen, lo que se suponía que eran unas tranquilas vacaciones navegando en el pacífico se transformarán, así como quien no quiere la cosa, en la misión de rescate de un naufrago, al que seguro que los fieles lectores de la serie reconoceréis y que ha terminado en una isla desierta tras estrellarse la avioneta en la que viajaba con su socio, otro tipo de baja calaña llamado Schnabbel, con una carga de lo más sospechosa…

¿Reconocerán Spirou y Fantasio al naufrago? El peligro, como es marca de la casa, estará siempre presente en “Vito El cenizo”.

Por si todo este contenido no fuera suficiente, el grueso volumen incluye un texto introductorio que nos narra las peripecias, no de los personajes, sino de sus autores. Además, podremos disfrutar de ilustraciones, portadas inéditas, etc…

¡Coged las botas y la mochila, nos vamos de aventura junto a los geniales Spirou y Fantasio!

 

FREEK! te recomienda:

José Luis Vidal

Cómo si del Tío Gilito se tratara, vivo sumergido entre cientos de cómics, libros, deuvedés, figuras de colección, cedés... Pero si no fuera así, no sería yo, así que siempre quiero MÁS, MÁS y MÁS!!!!!! (Se admiten donaciones y/o regalos)


Deja tu comentario


siete + 4 =

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD