Sympathy for Mr. Constantine

"Hellblazer. Garth Ennis, vol.1", Garth Ennis, VV.AA. (ECC Ediciones)

Hay personajes que nacen con buena estrella y John Constantine es uno de ellos. Que tu “padre” sea uno de los mejores y más admirados guionistas del medio es toda una garantía de calidad y éxito. Alan Moore lo plantó en medio de los pantanos para “ayudar” y guiar a La Cosa del Pantano. Aunque con este cabroncete inglés nunca se sabe, y más que echar un cable te mete en uno y mil problemas, y luego a ver quién logra salir de ellos. Si no que se lo cuenten a la legión de “amigos” que tras palmarla lo persiguen y acosan.

Con los rasgos de un joven Sting,  seguimos sus andanzas por un Londres oscuro, caótico, con la sombra thacheriana que pendía como una espada de Damocles sobre las cabezas de los británicos. Pero lo que destacaba del personaje y sus “aventuras” es que se desarrollaban en un medio real, en el mundo en el que tú, lector, vives. Pero claro, detrás de las brillantes y coloridas imágenes de los televisores que alimentas nuestros anhelos diarios se esconden seres que reptan, sedientos de sangre, que acceden a nuestra realidad con demasiada facilidad…

Y sí, Constantine, el personaje, ha sido muy afortunado de tener entre sus escritores a tipos como Garth Ennis, que cuando aceptó el encargo de narrar sus peripecias era un tipo joven, adicto a la vida en los pubs (como buen irlandés) y que con una sola historia, la que abre la saga “Hábitos peligrosos”, nos dejó a todos boquiabiertos. En ésta no ocurría nada fuera de lo normal, no existía una amenaza sobrenatural, ni oscuridad… Sólo John y el cáncer que lo estaba matando. En veintipocas páginas, Ennis daba una lección de escritura y originalidad, poniendo al personaje al borde de un precipicio. No había vuelta atrás, tan sólo cabía el salto. ¡Y qué salto! Esta saga es, sin lugar a dudas, de lo mejor que se ha escrito sobre el personaje y lo define a la perfección: Constantine no es un mago, ni médium. Tan sólo un jugador de cartas que posee en su manga dos o tres trucos y sobre todo mucha, muchísima mala leche.

EEC Ediciones emprende la ciclópea tarea de recopilar en tomos las etapas de diferentes guionistas de “Hellblazer”, comenzando por Garth Ennis, que ocupará tres volúmenes. En este primer tomo (en el que gráficamente lo acompañan Will Simpson y Steve Dillon), además de conocer cómo el tipo se libra de palmar, éste entonará una canción de amor hacia un pub que ha sido regentado durante años por una agradable pareja hasta que un especulador hace su aparición y se desata el horror… De ahí conoceremos, en un peculiar especial navideño, al verdadero espíritu de estas fiestas. No esperéis al tipo barbudo vestido de rojo y blanco. El número 50 de la colección introducirá a un nuevo jugador en la peligrosa partida de ajedrez que es la vida de Constantine, y además, haremos un repaso por la existencia del propietario de una de las gabardinas más famosas del mundo (el otro sería Colombo…). En una historia autoconclusiva firmada por John Smith e ilustrada por el gran Sean Phillips conoceremos el horror que se esconde en ¿una lavandería? Y para termina, una saga potente, estremecedora, que enfrentará a John Constantine con un demonio muy especial, un engendro que está dejando Londres sembrado de cadáveres descuartizados y que a lo largo del tiempo ha tenido una especial predilección por ciertos miembros de la sociedad londinense…

Además de todo esto, seremos testigos de que en el pecho de Constantine late, al fin y al cabo, un corazón. El ¿amor? entra en la vida del tipo y por una vez parece que Kit, una guapa irlandesa con las ideas muy claras, parece capaz de soportar la existencia de este tipo que siempre se mueve por el filo de la navaja.

 

FREEK! te recomienda:

José Luis Vidal

Cómo si del Tío Gilito se tratara, vivo sumergido entre cientos de cómics, libros, deuvedés, figuras de colección, cedés... Pero si no fuera así, no sería yo, así que siempre quiero MÁS, MÁS y MÁS!!!!!! (Se admiten donaciones y/o regalos)


Deja tu comentario


cuatro − = 3

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD