Shurikens, veneno y monstruos del Averno”

"Hanzo, el camino del asesino"/ "El hombre sediento", Kazuo Koike, Gôseki Kojima; "Gyo vol.1,2", Junji ito (ECC Ediciones)

Cuando un neófito oye la palabra “Manga” refiriéndose a los tebeos que se producen en Japón, lo primero que le viene a la cabeza son personajes de enormes ojos, falditas cortas, enamoramientos escolares y humor surrealista (o directamente escatológico)… Pero para aquellos que nos deleitamos con ese otro tipo de Manga, llamémoslo más adulto, es un placer comprobar la serie de atractivas obras que la editorial ECC nos está ofreciendo en los últimos meses. Grandes clásicos como el “Padre” del manga Ozamu Tezuka (“La canción de Apolo”), junto a maestros del terror como Junji Ito (“Black Paradox”) pueblan las estanterías de las librerías especializadas.

Hagamos pues, un repaso a las tres últimas novedades publicadas:

Y comenzamos con un par de ellas muy relacionadas entre sí: “Hanzo. El camino del asesino” y “El hombre sediento”, sendos trabajos del tándem formado por dos de los más famosos autores del país nipón: Kazuo Koike y Gôseki Kojima. El primero de ellos comenzó su carrera en el manga a principios de los sesenta, pero aún pasarían algunos años antes de “cruzarse” en su camino con el joven Kojima con el que realizaría uno de los grandes clásicos del género de samuráis: “Lobo solitario y su cachorro”. Esta obra se ha convertido en referencia con el paso de los años y me atrevería a decir que es una de las más conocidas y exitosas fuera de Japón. Grandes autores del mundo del cómic, como el norteamericano Frank Miller la homenajearon e inspiraron en ella (“Ronin”) y el director de cine Quentin Tarantino realizó aquella maravilla titulada “Kill Bill” que tanto bebió de la fuente del manga y el cine japonés.

Centrándonos ya en estas dos novedades de la pareja guionista/dibujante, comenzaremos por “Hanzo…” que vuelve a enmarcarse en el periodo Edo, en el que las luchas por el poder eran constantes y varios shogun (señores feudales) pretendían hacerse con el poder político del país. Es precisamente entonces cuando el joven ninja Hattori Hanzo entra al servicio de uno de estos señores y junto a él, con el paso de los años, completará su instrucción como asesino en las sombras a la vez que se forma entre los dos hombres una amistad inquebrantable.

Los conocedores de la obra conjunta de  Koike y Kojima ya sabrán lo que la caracteriza: Tramas apasionantes, violencia desenfrenada, unas gotas de erotismo y sobre todo, una narrativa ágil, que hace que devoremos el grueso tomo, pidiendo más.

Por su parte, “El hombre sediento” nos sumerge de lleno en las intrigas palaciegas de la época, ya que en tiempos políticos inestables, llega a la ciudad de Edo un hombre que llama la atención por sus rasgos físicos. Los lugareños no acaban de recuperarse de la impresión cuando conocen que se trata de Mondo Kainage, el nuevo catador de venenos del shogun, Yoshimune. Pero tras la llegada de este hombre al lugar, una sombra en forma de letales ninjas se cierne sobre ellos, ya que pretenden acabar con sus vidas…

Estas dos obras, junto a “Lobo solitario” y “Asa, el ejecutor” forman una genial tetralogía que retrata a la perfección el periodo Edo, las costumbres de los habitantes de Japón en aquellos lejanos tiempos y, sobre todo, la existencias marcadas por el honor y la sangre de unas serie de inolvidables personajes.

Y de los tiempos antiguos saltamos a una obra que se desarrolla en la actualidad. Las vacaciones de Kaori y Tadashi se van a convertir en algo inolvidable para la pareja de jóvenes, pero en el sentido más oscuro de la palabra. Tras tener un peligroso encuentro con un grupo de escualos, deciden regresar a su casa. Pero, de pronto, sin que nadie pueda dar una explicación lógica al suceso, de los mares cercanos a Okinawa comienzan a surgir unos monstruosos peces, extrañas criaturas con piernas. ¿Qué está ocurriendo? ¿De dónde proviene el nauseabundo olor que cubre todo el lugar? El horror sólo ha comenzado y marcará por el resto de sus vidas a la joven pareja, si es que llegan a sobrevivir lo bastante como para poder contarlo…

Su autor, Junji Ito, dentista reconvertido en autor de manga, es un digno heredero de su admirado Hideshi Hino, al que se podría bautizar como el “Maestro del Horror Nipón”. Sus historias influenciaron desde la juventud a Ito y así lo plasma, llevando a las páginas de sus obras un mundo de pesadilla, sin esperanza, horrible, con también una fuerte influencia de otro de los padres del terror, H.P. Lovecraft (“Uzumaki”, “Tomie”…)

En fin, buenas historias, magníficos dibujantes, que nos trasladan a épocas donde las afrentas se resolvían a golpe de katana o nos tiran de cabeza en un pozo que comunica directamente con el Infierno.

 

 

FREEK! te recomienda:

José Luis Vidal

Cómo si del Tío Gilito se tratara, vivo sumergido entre cientos de cómics, libros, deuvedés, figuras de colección, cedés... Pero si no fuera así, no sería yo, así que siempre quiero MÁS, MÁS y MÁS!!!!!! (Se admiten donaciones y/o regalos)


Deja tu comentario


nueve + = 15

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD