Auge y caída de un minino

"Las 7 vidas del Gato Fritz", Robert Crumb (Ediciones la Cúpula)

En la primera historia contenida en este (imprescindible) volumen se nos presenta a su felino protagonista saltando de un tranvía en marcha, de regreso a su hogar. Allí se presenta, ante los amorosos brazos de su madre y hermana pequeña. Aunque le preguntan, no suelta mucha prenda sobre su trabajo y toda su atención recae sobre la joven gatita, que se ha desarrollado de una asombrosa manera. Más tarde, tras una visita y chapuzón en un lago, el lascivo hermano mayor terminará saltándose cualquier lazo de sangre y copulará con su hermana…

A lo largo de más de catorce años, ese genio de la historieta llamado Robert Crumb fue ofreciendo diferentes retratos de este vivalavida, auténtico y fiel retrato del final de la generación beat y el posterior movimiento hippie. Fritz pasa de ser vendedor a domicilio a agente secreto contra la amenaza china, de estudiante a vagabundo, terminando como una vieja gloria del showbusiness. En cada “vida” de este gato, Crumb se ríe, con su habitual cinismo, de aquellos años de amor libre, drogas y en los que cualquiera que tuviera una guitarra se convertía en trovador de versos sin pies ni cabeza.

Y es que, en cierta medida, propio Crumb fue uno de ellos y sabía de lo que hablaba: una vez alcanzada la fama, experimentó en sus carnes con las más variadas sustancias y por fin puedo dar rienda suelta a sus deseos, ya que un tipo como él, no demasiado agraciado físicamente, no se había comido nunca una rosca. Años en los que todos eran grandes amigos, relaciones forjadas en una noche de parranda que con el tiempo terminaron en las cunetas de las carreteras o en un sórdido callejón.

El autor no pretende con el retrato que hace de su personaje y la época ser moralista, nada más lejos, en todo caso realista. Y lo hace a lo grande, riéndose del patriotismo de opereta de los USA, de la vida en las universidades…

En la última historia del volumen (“Superstar”), un maduro Fritz disfruta del dinero que ha ganado protagonizando películas y vive con su escultural novia, a la como no podía ser menos, intenta serle infiel a las primeras de cambio. Pero los años no pasan en balde para nadie, ni siquiera para este gatete que ha disfrutado a tope de sus siete existencias. Agotado, alcoholizado e incapaz de excitarse, termina sus días asesinado por una celosa (y bastante psicópata) avestruz, que lo quita de en medio con el objeto que hizo famosa a Sharon Stone

Para terminar, resulta un lujo ser testigo de la evolución del estilo del autor, algo deslavazado al principio y que, poco a poco, va ganando en detalle y personalidad en este tomo que, por fin, reúne todas las apariciones del felino más cabroncete de los cómics.

FREEK! te recomienda:

José Luis Vidal

Cómo si del Tío Gilito se tratara, vivo sumergido entre cientos de cómics, libros, deuvedés, figuras de colección, cedés... Pero si no fuera así, no sería yo, así que siempre quiero MÁS, MÁS y MÁS!!!!!! (Se admiten donaciones y/o regalos)


Deja tu comentario


8 × siete =

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD