Dioses y Monstruos

"Los Proyectos Manhattan. Volumen 2", Jonathan Hickman, Nick Pitarra (Planeta DeAgostini)

Nunca la Guerra Fría fue más apasionante y terrorífica. En los laboratorios ultrasecretos que el gobierno norteamericano poseía en Los Álamos, Nevada, se estaban realizando descubrimientos cuyo conocimiento llevarían a la locura a una persona normal. Las más brillantes, y letales mentes, se unen para viajar años en el futuro a través de la ciencia.

Liderados con mano de hierro por el general Leslie Groves, encontramos a antiguos enemigos de los USA como Wernher Von Braun, un antiguo científico nazi que tiene poco de humano (y no me refiero solamente a las partes robóticas de su cuerpo…); Un silencioso y observador Albrecht Eisntein, con el que más vale no meterse; El italiano Enrico Fermi, que para nada es lo que parece y finalmente Joseph Oppenheimer, brillante físico y el asesino más peligroso de todos, con una mente escindida en miles de perfiles…

Después de haberse enfrentado y vencido a la invasión nipona, haciéndose con un valioso botín (un portal Torii, con el que pueden viajar a cualquier lugar al instante) y descubrir que hay vida más allá de nuestra galaxia (y que no buenas intenciones, precisamente) llega un momento que no se podía retrasar más: Una secreta alianza con la Unión Soviética. Sí amigos, ambos países unieron sus fuerzas e inteligencias para la carrera espacial que afrontaban.

Pero lo que Leslie y sus subordinados no esperaban era una conspiración nacida dentro del propio seno del gobierno norteamericano. Sangrientas orgias se celebran en el Despacho Oval, y los amos del planeta las disfrutan: Dinero; Iglesia; Magia y Poder se han cogido de la mano para dar el último y definitivo golpe de estado. Sólo nuestros “héroes” podrán detenerlos si quieren continuar con sus peculiares experimentos.

Jonathan Hickman, uno de los grandes nombres en la Marvel actual, tiene un reflejo, un hermano gemelo (como su versión de Oppenheimer) que escribe series muy personales para la editorial Image Comics. En ellas da rienda suelta a esa pasión por la ciencia ficción y lleva a los lectores a realidades alternativas. Hay que destacar que en sus guiones para esta serie no es necesario poseer estudios superiores para disfrutar y entender los conceptos. Todo lo contrario, Hickman escribe historias de lo más absorbentes, distraídas  y accesibles para todos los amantes de la ciencia ficción, que no puedes dejar hasta haber llegado a su última página.

Nick Pitarra (“The Red Wing”) es un alumno aventajado de Geoff Darrow, pero sin esa pasión desenfrenada por ocupar cada milímetro de página con un dibujo.

En fin, me atrevería a decir que si Iker Jiménez leyera cómics (en una realidad paralela, claro), seguro que éste se encontraría en su mesita de noche.

FREEK! te recomienda:

José Luis Vidal

Cómo si del Tío Gilito se tratara, vivo sumergido entre cientos de cómics, libros, deuvedés, figuras de colección, cedés... Pero si no fuera así, no sería yo, así que siempre quiero MÁS, MÁS y MÁS!!!!!! (Se admiten donaciones y/o regalos)


Deja tu comentario


+ 5 = doce

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD