Bajona en alta mar

Niños Mutantes, “Náufragos” (Ernie Records)


Algo pasa en Niños Mutantes, a lo mejor están depresivos y quieren romper con todo, hacer tabula rasa y empezar de nuevo todo. Si no, uno no se explica el por qué de títulos da canciones que bien podrían hablar de bajonas como “Hundir la flota”, “El miedo” “Náufragos”, “El infierno”, “Empezar de cero”, “El Pozo” o “Muerte de un ampli”. Y si además la primera frase que escuchas al meter el disco y darle al play es: “Me he cansado de darte mi tiempo y mis días”… pues ya piensas que están más oscuros que ojete de grillo.

Pero no es así del todo. El disco también parece hablar de superación por mucho que la trompeta que toca Jimi García, el de Eskorzo, suene a funeral militar y a folk que habla sobre perdedores asidos a una botella de espiritoso barato. Guitarras que parecen importadas de Tennessee y que vienen en el mismo paquete junto a un cardo de esos que ruedan por el desierto, no hacen mucho para darle un clima tropical y de alegría en medio de la desazón al conjunto. Pero subyace sin quererlo un ánimo de seguir adelante que seguro que hará las delicias de los seguidores más lánguidos del combo granadino.

Pero como todo paseo por el lodo se soluciona mejor con la ayuda de los colegas, ellos han contado con Antonio Lomas (de Lori Meyers) en las percusiones, Banin (de Los Planetas) echando una mano a los sintes o el piano de Raúl Bernal (de Jean Paul), amén de la ya mencionada trompeta de Jimi García. Así cualquiera supera un mal trago, sea el que sea.

Sí tiene mucho de despecho este disco, como de rencor hacia alguna persona. Escuchen si no estos versos: “Óyeme Reina de la Guillotina, ve preparando tu cuello. Has bebido de tu veneno”. Que es como decir: “Ejem, sí tú, arpía, ya sabes que va dedicada a ti”. Aun así, se ve cierto rayo de luz por la claraboya de su sonido y sus letras, con canciones combativas como “Caerán los bancos” (ya quisiéramos).

Parece, escuchando este disco, que Niños Mutantes no tienen la energía de antaño y que hay grupos que les doblan en intensidad jugando en la misma liga. Pero también estoy seguro que muchos corearán en la gira de los granadinos estribillos como “estoy preparado a empezar de cero / no voy a perder más tiempo, ni más dinero” como si fuera la primera canción que escucharan de ellos.

Aviso: éste no es el disco para descubrir a Los Niños Mutantes, ni siquiera para hacerte fan suyo. Más bien es esa clase de disco que se hace por gusto y sabiendo que ya se tiene una tropa de fans a los que les va a agradar esta apertura de corazón y la intimidad de las letras. Como ese amigo que ofrece su hombro para que llores en él.

 

FREEK! te recomienda:

Juan Antonio Huertas

Comenzó a ser redactor de FREEk! como parte de un tratamiento para superar su adicción al Varón Dandy vía oral. Hoy está casi rehabilitado. Le gusta la música, el cine y la literatura que le hace sudar, que le piten los oídos, le provoquen insomnio o poluciones nocturnas. No le presten dinero ni le llamen para las mudanzas.


Deja tu comentario


× 7 = treinta cinco

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD