Influencias a tuti

Surfer Blood, “Astro Coast” (Kanine Records - Popstock!)

A estas alturas de la película, no hacemos más que mirar hacia África con recelo, como quien desconfía de toda moda, pese a que nos depare más de una y de dos obras con visos de permanecer en nuestras orejas durante mucho tiempo. Si al africanismo le añadimos el término hype y la página web Pitchfork ya pueden echarse las manos a la cabeza. 

Surfer Blood debutaron el año pasado con el aclamado single “Swim”, que recuerda vivamente a Band Of Horses, pero con toneladas de reverb en la voz y arpegios tropicalistas. Fue tan bien recibido, que todos los plumillas ansiaban la llegada del largo. “Astro Coast” puede convertirse en el estandarte de la vuelta de los 90 vía guitarrazos a lo Pavement, la continuidad obsesiva por los Beach Boys en la armonías vocales y el coqueteo con el power pop álWeezer. Tal batiburrillo de influencias, tal zeitgeist que puede ser fugaz o duradero como aquel punk funk que aún colea, no cansa, no aturde y, lo que es más motivo de júbilo, se lo puede poner uno en cualquier situación.

De todos modos, siendo un poco malo (aunque no sé qué tiene de malo lo que a continuación relato), el disco tiene dejes, de vez en cuando, un tanto AOR. Sí, una épica en las melodías que recuerdan a esos grupos que en los setenta llenaban estadios y que gustaban tanto a grandes como a pequeños (y pequeñas, ojo).

Podemos decir, en fin, que “Astro Coast” es producto de su tiempo (toma cliché), porque acumula tantas raíces como gustos imperan hoy día en las portadas de los medios especializados. Y eso es tan bueno, como malo.

 

FREEK! te recomienda:

Antonio Bret


Deja tu comentario


× 1 = ocho

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD