“Los Monstruos”. O cómo revisionar el libro más peligroso del mundo

Dave Eggers (Mondadori)

Con sus dibujos de colores y su poco más de una decena de páginas, “Donde viven los monstruos” es uno de los libros más peligrosos del mundo. No es casual que tantas bibliotecas lo prohibieran en 1962. Bruno Bettelheim, autor de “Psicoanálisis de los cuentos de hadas”, llegó a decir que el libro le parecía tan perjudicial que su mera presencia en el dormitorio de un niño bastaba para hacer daño a la quebradiza psique del infante.

Así ha sido: desde que se publicó ha llevado a sus lectores por el mal camino, hablándoles con franqueza de lo que ellos sienten en lugar de impartirles lecciones de urbanidad, recordarles que no hay que masticar con la boca abierta o animarles a hacer unas oposiciones a notario.

La última barrabasada que ha cometido ese horrendo Necronomicón de guardería ha sido empujar a un estudio a gastarse cien millones de dólares en una de las películas más valientes y conmovedoras de lo que llevamos de siglo, y que como era de esperar no ha recuperado su presupuesto en taquilla.

Pero ahí sigue, difundiendo su mensaje pernicioso, en la vívida reinvención cinematográfica de Spike Jonze o en este peculiar artefacto literario de su coguionista, el siempre estimulante Dave Eggers, que no podía dejar de contarnos su versión de la historia, para que sepamos lo que pensaba su Max en cada instante, para que compartamos los pormenores de esa furia, esa soledad y ese amor desesperado que tanto nos recuerdan anuestro Max.

Igual que ocurrió con el cuento original de Sendak o con la película, al principio solo unos pocos se acercarán a “Los monstruos”. Pero pertenece a la estirpe del libro más peligroso del mundo. Dadle tiempo.

 

FREEK! te recomienda:

Alejandro Romero

Mientras se hunde en el asfalto, Alejandro Romero traduce libros de magia, escribe tebeos crípticos como "La canción de los gusanos" y tratados herméticos como "El humor en la sociología posmoderna" (sí, en serio), y se materializa en las más recónditas universidades andaluzas para enseñar sociología a los inocentes, así, a traición y con toda su mala idea.


Deja tu comentario


+ 4 = nueve

Si, esto esta orgullosamente hecho con Wordpress | Deadline Theme : An AWESEM design

Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD